La creencia general asegura que al organizar un viaje los amigos son indispensables, la planificación comienza meses antes, y que actividades como mochilear son más entretenidas cuando se hacen en grupo. Sin embargo, no siempre es así y que te dejamos siete razones para que te animes a viajar solo:

  1. Conoces gente maravillosa

Viajar con amigos u otra persona importante puede ser muy divertido, pero viajar solo puede llegar a ser una de las cosas más gratificantes debido a las personas que conocerás.

Cuando se viaja con un grupo de amigos o con un compañero tiendes a pegarte a ese pequeño círculo de caras conocidas y las interacciones con otras no serán tan profundas.

 

  1. El abrumador sentido de la absoluta libertad

Cuando viajas solo y comienzas a conocer gente nueva puedes terminar por cambiar tus planes, más si escuchaste de una maravillosa cascada, una increíble playa desértica, la oportunidad de saltar en bungee o probar exquisitas comidas que solamente encontrarás fuera de tu camino.

No tienes que darle explicaciones a nadie, puedes seguir tu ritmo y tus deseos te mueven como el viento.

 

  1. Viajar solo desafía tus temores e inseguridades

Esta es una importante razón, especialmente si es la primera vez que viajas solo.

La seguridad puede ser un gran consuelo, pero el sentido común es la clave. Debes leer e investigar mucho antes de viajar: mirar los comentarios del albergue y la retroalimentación de otros viajeros en foros y blogs.

Respeta la cultura local y te garantizo que estarás bien.

 

  1. Enamórate

Todos añoran encontrar su media naranja y se habla mucho de las relaciones fallidas durante el camino. ¡Pero no tiene porqué ser así! Encuentras el amor cuando conoces personas que comparten tus mismos intereses, sueños y metas.

Nadie sabe si será un gran amor de verano o la persona que llevarás al altar, pero hay mucha gente por ahí con historias increíbles para compartir. Si ya tienes pareja, este tiempo fuera puede aumentar la pasión y una vez que regreses vas a apreciar mucho más la compañía del otro.

 

  1. Tendrás el tiempo de nutrirte

Si tienes una vida estresante, ya sea estudiando o trabajando demasiado, viajar por tu cuenta puede ser el momento para tomar un descanso y alimentarte a ti mismo.

Disfruta de todas las cosas maravillosas que un lugar nuevo te puede entregar y entiende que la felicidad es un derecho de nacimiento, no un privilegio.

 

  1. Tendrás la oportunidad de reinventarte y ser quien quieres ser

Mientras viajas solo puedes dejar tu lado gruñón y comenzar a ser un nuevo tú. Explora parte de tu personalidad con las que no estás cómodo.

Mientras estás en el camino puedes ser desafiado por factores inesperados y estar sorprendido de los bien que respondes a ellos.

 

  1. Podrás tener tiempo para dejar todo atrás

Solo desconéctate por un rato al mundo real. Apaga tu celular, olvida revisar tu correo por unos días, no pienses en las cuentas, las responsabilidades, deberes y problemas. Uno de los momentos más creativos e intensos para solucionar nuestros problemas es cuando nos desconectamos.

A veces nuestro cerebro necesita descansar para deshacerse de viejos pensamientos y dejar entrar los nuevos.

 

 

⇒ Tomado de Upsocl

 

Denisse Espinoza

Denisse Espinoza

Amante de la naturaleza, la familia, los viajes y las tradiciones de los pueblos originarios. Comunicadora social, Web Master y Community Manager de IntiNetwork, busca encontrar su camino a través de los distintos senderos que el Universo le tiene preparado...
Denisse Espinoza

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>