Es curioso que la mayoría de las religiones parecieran repetir siempre las mismas bases: la eternidad, la unidad, la trascendencia… todo ello mediante prácticas que purifican a la persona y la liberan de las ataduras que empañan el espíritu.
Cart
  • No products in the cart.