Emociones ocultas: una causa común de presión arterial alta

La hipertensión arterial constituye una de las numerosas enfermedades en las que los factores emocionales desempeñan un importante papel. Descubre si las emociones ocultas tienen una relación e influencia en la salud.

¿Desarrolló presión arterial alta de manera repentina, casi de la noche a la mañana?

¿Tiene la presión arterial alta pero sin presentar ningún factor de riesgo obvio, como sobrepeso o antecedentes familiares de hipertensión?

¿Empezó a tener hipertensión a una edad muy temprana?

¿Tiene la presión arterial incontrolablemente alta?

¿Tiene episodios recurrentes de presión arterial alta, aunque para los demás pareciera que no han habido cambios importantes o estresantes en su vida?

Si respondió sí a cualquiera de estas preguntas, la causa de su presión arterial alta podría ser emociones ocultas. Estas no son las emociones que sientes sino las que no siente, las que podrían estar escondiendo, incluso de usted mismo.

Emociones ocultas

Las emociones ocultas pueden causar incluso hasta la mitad de los casos de presión arterial alta, dice el doctor Samuel J Mann, profesor adjunto de Medicina Clínica del Centro para la Hipertensión del Presbyterian Hospital de Nueva York- Cornell Medical Center en la ciudad de Nueva York.

Después de tratar a miles de personas con presión arterial, el doctor Mann ha descubierto que los sentimientos no deseados, no reconocidos o reprimidos (por ejemplo, traumas de la infancia) pueden carcomer el cuerpo, causando mucho de los casos de hipertensión.

Cuando uno reconoce estas emociones y las vive, posiblemente se cure de la hipertensión. Las personas que no están conscientes de sus pensamientos negativos a menudo son descritas por otras como ‘buena gente’, dice el doctor Mann.

Es probable que sean de temperamento ecuánime, emocionalmente auto-dependientes, emocionalmente distantes, ciudadanos modelo, sabelotodo, inflexibles, adictos al trabajo; en pocas palabras, súper hombres o súper mujeres. O quizás sean de aquellas personas que insiste que no están tan tensos, ni tan enojados como parecen.

Medidas

Si está teniendo dificultades para controlar la hipertensión y se identifica con alguna de las descripciones anteriores, considere tomar algunas de las medias siguientes, las cuales le ayudarán a sentir sus emociones.

  • Escuche música regularmente para ayudarse a sacar a la luz sus emociones.
  • Cuando esté molesto o estresado, converse sobre eso con un amigo. No tiene que resolver el problema; solo reconocer sus sentimientos.
  • Lleve un diario y anote sus pensamientos y sentimientos.
  • Dése un tiempo para la introspección y reflexiones sobre su pasado. Acepte las emociones que vayan surgiendo. Permítase permanecer sentado en silencio durante 15 a 30 minutos al día.
  • Busque a un psicoterapeuta o consejero espiritual que pueda ayudarle. Sin embargo, si prueba esta estrategia y su presión arterial permanece alterada, quizá necesite tomar medicamentos para bajarla.

 

⇒ Tomado del libro de Curas Alternativas de Bill Gottlieb, autor de Nuevas Alternativas para curarse naturalmente

Denisse Espinoza


Cart
  • No products in the cart.