Cierra tus ojos, concéntrate, e intenta reproducir en tu mente el sonido del mar… ¿Qué escuchas?… Si lo que se oye dentro de tu cabeza es ese relajante sonido que todos aman y que mezcla la algarabía de las aves con la suave brisa marina y el romper de las olas al golpear la playa, es porque todavía no tuviste el privilegio de conocer Zadar.

En la orilla del Mar Adriático, frente a las islas de Ugljan y Pašman, se levanta una de las ciudades más antiguas y hermosas del planeta. Se llama Zadar –también conocida como Zara- y para sus 85 mil habitantes el mar suena, literalmente, a música. A arte y poesía.

Con más de 3,000 años de antigüedad y ubicada en la costa central de Croacia, Zadar es uno de los lugares con mayor tradición e historia de la región, además de una belleza muy particular debido a su arquitectura y gente. Fue prácticamente destruida en su totalidad durante la Segunda Guerra Mundial, lo que provocó que perdiera muchos de sus antiguos monumentos. Años después el gobierno ordenó su reconstrucción, lo que dio un nuevo rostro a la mítica ciudad. Sin embargo, en 2005 su imagen cambiaría para siempre con la inauguración del Morske Orgulje, su fascinante órgano de mar.

Fabricado por el galardonado arquitecto croata Nikola Bašić, esta maravilla del arte y la naturaleza se inspira en la antigua Grecia donde había un instrumento llamado ‘hydraulis’, una suerte de órgano que fue el primer implemento musical en funcionar a base de agua y aire. El agua y su movimiento lo hacían sonar como un instrumento tocado por sí mismo, con los estímulos del entorno, tal como ocurre hoy en día con el Morske Orgulje que, a diferencia del ‘Órgano de San Francisco’, no solo crea sonidos hermosos sino armonías que asemejan canciones nunca antes tocadas.

Este instrumento de mar tiene una envergadura de 70 metros de largo y está fabricado en su totalidad de hormigón, a excepción de sus escalones que son mármol. En su interior tiene 35 tubos de órgano, colocados de forma precisa para que cada uno cree una tonada distinta con el movimiento de las olas y la energía del viento. Cada tubo atraviesa la estructura y hace contacto con el mar Adriático, mientras que en la parte superior pequeños orificios crean en conjunto sorprendentes melodías.

El Morske Orgulje suena así:

 

 

Conoce mejor al Morske Orgulje y a Zadar en esta Galería de Fotos:

 

 

 

* Con información y fotos de Zadar Region, Bored Panda y Magnet

 

 

Denisse Espinoza

Denisse Espinoza

Amante de la naturaleza, la familia, los viajes y las tradiciones de los pueblos originarios. Comunicadora social, Web Master y Community Manager de IntiNetwork, busca encontrar su camino a través de los distintos senderos que el Universo le tiene preparado...
Denisse Espinoza