3 películas para ampliar tu mente y cuestionarte la realidad y la vida

 

Algunas películas logran tocar tu corazón y tu alma con un exceso de sentimientos. Otras, además, te hacen entrar en contacto con tu propia humanidad y empatía, tocan tu mente y ponen a trabajar tus engranajes mentales para despertar y expandir tu conciencia.

Son –en su mayoría- cintas que tienen que ver con las preguntas que todos evitan porque están demasiado ansiosos y demasiado miedosos para reflexionar. Son esas obras que marcan tu despertar y que te empujan a ver la vida y tu existencia de una manera diferente.

Disfruta a continuación una breve selección con tres de ellas, las tres primeras de muchas más que iremos recomendándote próximamente. Y, por supuesto, no dejes de verlas:

1. Waking Life (Vida Despierta), de Rickard Linklater

Waking_Life

¿Qué es un sueño? ¿Qué es la realidad? ¿Es posible realmente distinguir entre ellos dos? ¿Qué significa un sueño? Estas son solo unas pocas de las múltiples interrogantes que la película plantea. El protagonista deambula por momentos, dialoga con personajes sin nombre y en algunas escenas importantes ni siquiera está presente. En otras, se ve a una pareja en una versión diferente de la película (Ethan Hawke y Julie Delpy, de la popular trilogía romántica Antes del Amanecer / Atardecer / Anocher), sin ninguna explicación. Es una historia informal, se mueve de lo etéreo a lo real, cuestionando la validez de cada aspecto de la existencia, y terminando con la espalda recta en una crisis existencial. Esta cinta llenará tu mente con preguntas filosóficas, la más grande de ellas: ¿es real mi vida?

 

2. Samsara, de Ron Fricke

Samsara

Pequeña película documental realizada en 2011 por el mismo equipo que había hecho dos filmes similares en términos estilo y tema: Baraka y Chronos. El título de la película es la palabra sánscrita que describe el lazo de la vida continua; literalmente significa el “flujo continuo” y es un término que utiliza para describir el ciclo del nacimiento, la muerte y el renacimiento, temas y términos que aparecen en la película. Las imágenes son hermosas y la partitura musical las complementa en su justa medida. Los pequeños bloques de narrativa visual están unidos entre sí en un flujo complejo, y el mensaje es uno de conciencia global e interconexión.

 

3. Tío Boonmee recuerda sus Vidas Pasadas, de Apichatpong Weerasethakul

Uncle-boonmee-who-can-recall-his-past-lives-poster

Lung Bunmi Raluek Chat (ลุงบุญมีระลึกชาติ en tailandés), su título original, se estrenó en 2010 y fue la primera película tailandesa en ganar la Palma de Oro del prestigioso Festival de Cine de Cannes. Es la historia del tío Boonmee, quien está muriendo y en sus últimos días de vida se va en un viaje para explorar sus vidas pasadas junto a sus seres queridos, ya sea en espíritu o en una forma física. La cinta era en realidad la última parte de una trilogía de películas vagamente vinculadas, titulada ‘Primitivo’, y se centró sobre todo en un área particular de Tailandia. Sin embargo, mientras las otras dos películas de la serie se centraron más en la memoria colectiva de la zona, de una manera más política e histórica, ‘Tío Boonmee’ es más como “un diario personal”, según su director. Se ocupa de los asuntos de la memoria, la transformación, la reencarnación, y la naturaleza de las cosas frente a la muerte. Una película muy interesante para aquellos que no se desaniman con lo ‘artístico’ de la misma. Y no es solo un estudio sobre la muerte y la vida anterior, también es el tributo de Weerasethakul al arte del cine.

 

 

 

Denisse Espinoza


Cart
  • No products in the cart.